Alertan de accidentes con jabalís en la CV-149 de Benicàssim a Castelló

Desde el Consell aseguran que el vial se revisa semanalmente y consideran que el problema se debe a la superpoblación existente en el Desert de les Palmes

Foto Copyright: Todo Benicàssim

Eva Bellido // Benicàssim

La presencia de jabalís pone en jaque la seguridad de la CV-149, que conecta Castelló con Benicàssim. Algunos conductores denuncian choques con sus vehículos con estos animales mientras circulaban, en concreto, por un tramo de este vial en el término municipal de Benicàssim, en el que la velocidad está restringida a 80.

Según explicó una de las afectadas a este periódico, hace unos días iba con su marido en el coche, de noche, con dirección a la capital de la Plana, cuando vieron cruzar, de repente, «a una manada de unos 10 ejemplares, no muy grandes, del tamaño de una oveja».

«Afortunadamente no nos pasó nada, porque no íbamos rápido, pero le dimos a uno. Volvimos para ver cómo estaba y parece que pudo pasar, porque no se hallaba en la calzada», relató.

«Aunque sí vimos que al otro lado de la vía había uno muerto en el arcén, o sea, que otra persona debió de impactar con otro», dijo la afectada, que añadió: «Si el accidente se hubiera producido con una moto habría sido grave».

La CV-149 es una carretera de competencia autonómica. Desde el ayuntamiento benicense, el portavoz, Carlos Díaz, reconoció que son conocedores de este tipo de incidentes y manifestó la importancia de que se tomen medidas al respecto, ya que «es un problema relevante de seguridad vial».

«Lo ideal sería que estudien cuáles son las sendas o caminos que usan los animales, siguiendo las huellas, dado que suelen ser de costumbres, y que se protejan con vallado las zonas por las que acceden a la carretera», sugirió Díaz

El edil indicó que hay varias tajeas a lo largo de los tramos, una a la altura de la Torre Baró y otra donde está el barranco de la Parreta. «Si estos mamíferos tienen que cruzar que lo hagan por zonas habilitadas para que no interfieran en el tráfico», declaró.

El Consell revisa semanalmente el vial

La Conselleria de Obras Públicas ha explicado tras conocer el incidente que revisa todas las semanas las mallas de cerramiento de la CV-149 para asegurar la protección de esta transitada carretera, entre Benicàssim y Castelló, ante el paso de jabalís u otros animales que provocan choques y accidentes.

Asimismo, cuando se presentan incidencias en el vallado «se reparan con gran celeridad, ya que desde el Servicio Territorial somos sabedores de la importancia de que estos ejemplares puedan entrar a los viales».

Desde el departamento manifiestan que son conocedores de la problemática, acentuada en los últimos años, ante la superpoblación de jabalís.

Por ello, ante el peligro que supone para la seguridad vial, recuerdan que, en el caso de la CV-149, «está protegida con malla de cerramiento a ambos lados desde su construcción». «Los atropellos suceden en el tramo comprendido entre los puntos kilométricos 2 y 7», detallan.

Los jabalís cruzan hacia la Ratlla

Los jabalís suelen bajar desde el Desert de les Palmes en Benicàssim, pasar por urbanizaciones como la Parreta, Montornés y Las Palmas, y cruzar la CV-149, la AP-7 u otros caminos como la Ratlla o el Serradal, tal y como han manifestado otros conductores afectados a este periódico. Al parecer, bajan desde la montaña a estos emplazamientos, próximos al humedal y el Cuadro de Santiago, en busca de agua para beber y comida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *