Formigues: Un festival para las familias marchosas en Benicàssim Una familia se adentra en el festival para contar su experiencia. Familias, que, por serlo, no quieren perderse la posibilidad de disfrutar de música y actividades al aire libre


Foto Copyright:

Romina Pepe // Benicàssim
Ya comienza el buen tiempo y, con él, Benicàsim calienta motores para los festivales. Da gusto, su clima generoso y sus buenas perspectivas de entorno son los pilares ideales para el rollo festivalero.

Y en esa sintonía se coloca Formigues, el que se instala por sexto año consecutivo acunando a las familias, que, por serlo, no quieren perderse la posibilidad de disfrutar de música y actividades al aire libre.

Y de eso va Formigues, de llevar a los nenes, de ir con los colegas que tienen hijos a escuchar música, bandas en vivo, Dj´s a disfrutar de un fin de semana distinto. Además de actividades complementarias como circo, magia, talleres, manualidades, robótica y charlas que cubren diversos temas de interés familiar o infantil.

Este año con el lema Welcome to the jungle nos invita a adentrarnos en el universo de la jungla en sus diversas variedades artísticas.

Si la opción es comer o cenar, hay zona de Food Trucks con las que ya se han puesto de moda en otras ferias o festivales, donde puedes servirte pizza, hambuguesas gourmet, croquetas, crepes, helados…

El mercadillo es realmente una sorpresa, pues la mayoría de las cosas son artesanas, camiseta, zapatos, cuadritos, collares… Está muy bien puesto y con el estilo que perdió hace tiempo la Feria Alternativa de la Magdalena de Castellón.

Si se opta por la opción entradas canallas, puedes vivir el tardeo, pues Formigas Nit da vida al atardecer de las familias que lo quieren hacen un poco más largo, con bandas de música y Dj´s; eso sí, las actividades lúdicas para los más pequeños se terminan a las 20.00 horas aproximadamente. O sea que, si has elegido esta última opción, poco podrán disfrutar tus hijos de todo lo que se oferta desde temprano.

El buen rollo está servido, a primera hora hay mucha gente, pero puedes estar a gusto, porque es espacioso, hay sitios de sobra para descansar, sentarte, leer, jugar, bailar y cantar si te da la gana.

Al público que va enfocado es para familias con niños pequeños, si tienes niños en edad entre los 11 a los 14 años, esa edad en que aún los llevas contigo, no veo ya que cuajen en muchas de las actividades propuestas.

Con esta buena sintonía afrontamos la jornada del domingo para seguir disfrutando del festival, si el tiempo acompaña y los niños también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *