Sube la tensión entre PP y Ciudadanos a dos días de la fecha límite para firmar el pacto

Rifirrafe entre el concejal de Cs, Javier Alonso; y la alcaldesa, Susana Marqués, en el pleno, recriminándole que el apoyo "no está siendo de ida y vuelta"

Foto Copyright:

Eva Bellido // Benicàssim

PP y Ciudadanos protagonizaron este viernes un rifirrafe con el pacto de gobierno en el Ayuntamiento de Benicàssim todavía en el aire, cuatro meses después de las elecciones municipales, y a falta de dos días de la fecha que se habían marcado para sellarlo: este lunes, 30 de septiembre.

La tensión se palpó durante el pleno ordinario, con un enfrentamiento entre el ahora concejal naranja (como independiente) y exedil y exportavoz del PP, Javier Alonso, que ejerce como concejal de Cultura; y la alcaldesa, la popular Susana Marqués.

El de Cs leyó un escrito durante su intervención, en relación al punto sobre las modificaciones de crédito de la sesión, en el que mostraba su «disconformidad ante la manera de decidir la aportación de dinero desde las arcas municipales a los distintos proyectos que se presentan».

Desde esta Concejalía se habían solicitado alrededor de 90.000 euros para poder llevar a cabo la programación de final de año prevista. Pero solo se asignaron unos 48.000.

«Como se nos solicitó, explicamos y justificamos la necesidad y el porqué de cada actuación, cosa que no a todos se les reclama, y lo último que esperábamos después de la reunión que mantuvimos el técnico de Cultura y yo, en el despacho del concejal de Economía, Arturo Martí, era semejante recorte a nuestra propuesta», recriminó el edil, quien añadió que: «Benicàssim no se merece que la cultura sea valorada de esta manera. Queremos manifestar nuestra preocupación y desacuerdo».

Alonso declaró que «creemos que no se está siendo justo a la hora de valorar el trabajo».

La programación incluía «películas, conciertos, teatro, la clausura del Reclam, festival de jazz o Altres Músiques.

Una oferta que tristemente tenemos que cercenar al recibir la mitad del dinero, porque se alegó que no había».

Ante esto, lamentó que «sí se consigna para obras que no se realizarán este año y no para la agenda del teatro, cuando hay cuatro millones de remanentes para inversiones y solo reservan 1.200.000».

El concejal también incidió en que «desde el día de elección de la alcaldesa, Cs ha dado el ok a todas sus propuestas, lo mínimo que esperamos es que ese apoyo sea de ida y vuelta y no es así».

Marqués confía en que se firme el pacto

Marqués le contestó que «es una forma innecesaria de lanzarse al precipicio de la oposición».

«No entiendo su intervención, dirigida hacia unos presupuestos que votó a favor antes de irse de tránsfuga al equipo de Ciudadanos.

Con todo el incremento que tenía en su partida, más lo que ahora se suplementa con 48.000 euros, el técnico sabrá programar actividades de calidad para el teatro. Y si no lo hace, exíjaselo, y más cuando el edificio ha estado tres meses cerrado».

En cuanto al acuerdo, la munícipe afirmó que «estamos en plazo y esperamos que se firme. Ya no depende de nosotros. Hemos cumplido todo los que nos comprometimos, que era darles las concejalías que pidieron, en agradecimiento a que nos apoyaran en el pleno de investidura».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *