Arrancan las obras para instalar la fibra en el Torreón y la zona sur

El objetivo es que la obra civil está concluida a mediados de julio y empiecen a darse las altas en estas zonas pendientes de Benicàssim

Foto Copyright:

Eva Bellido // Benicàssim

Las obras para el despliegue de la fibra óptica en el Torreón y la zona sur de Benicàssim ya están en marcha y este verano podrán comenzar a darse altas. Los trabajos arrancaron de forma simultánea en estos dos distritos pendientes en la localidad costera hace aproximadamente dos semanas.

Las tareas han empezado «desarrollando el despliegue de las redes troncales de las cuales luego parten todos los ramales para dar de alta a los edificios», según explicaron este viernes los responsables de la empresa encargada de acometer la actuación, Operadora Ibérica de Redes, el director general, Arturo Grao; y el director de operaciones, Pedro Sánchez, en una visita a las obras en la calle Torre Sant Vicent. «Será una pequeña obra civil que terminará en una o dos semanas», indicaron.

«Una vez estén concluidos estos primeros trabajos empezaremos a hacer la colocación de las cajas para poder dar servicio a los clientes», apuntaron.
La intervención se irá realizando de forma simultánea también en la zona sur de la localidad. Con todo, el objetivo es que antes de mediados de julio esté terminado el grueso de la actuación y ya se puedan empezar a dar altas.

Todo indica que el despliegue concluirá antes en la zona sur, desde la avenida Mohíno hasta la Ratlla, ya que «es más sencillo técnicamente por estar los edificios más agrupados que esta zona del Torreón y pueblo, por estar con más postes y dificultades técnicas», indicaron los directores.

Asimismo, se pretende terminar la obra civil antes de mediados de julio para evitar molestias a los vecinos. La instalación se realizará utilizando las infraestructuras existentes. Aunque si hay partes que se demoran deberán postergarse a después del verano.

A más de 2.000 viviendas

Está previsto que la fibra llegue a más de 2.000 viviendas pendientes en un ambicioso plan que finalmente se ha ampliado «más del 50% del compromiso inicial».

También se trabaja en poder hacer el despliegue en El Refugio, aunque esta zona depende de informes medioambientales por su proximidad al Desert de les Palmes.

La alcaldesa, Susana Marqués, también visitó los trabajos, junto a los responsables de la empresa, y acompañada por el concejal de Urbanismo, Carlos Díaz. «Para nosotros era una asignatura que quedaba pendiente en Benicàssim, a la que le queremos dar solución antes del verano.

Además, va a favorecer que muchas personas que tienen esta localidad como segunda residencia les permita también estar viviendo todo el año, porque si tienen acceso a las nuevas tecnologías que son necesarias para poder trabajar mejor que mejor».

«Es una necesidad, una reivindicación y nadie puede vivir sin fibra. Es un servicio altamente demandado», afirmó la munícipe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *