Benicàssim diseña un camino seguro para los escolares hacia los colegios La Concejalía de Educación ha entregado ya a los centros un folleto informativo con las señales y los dos mapas de las rutas seguras


Foto Copyright:

Redacción // Benicàssim
El Ayuntamiento de Benicàssim, a través de la Concejalía de Educación que dirige Javier Alonso, está inmerso ya en el diseño del denominado Camí escolar.

Una serie de rutas señalizadas que ayudarán a los escolares a realizar los trayectos diarios hasta sus colegios (Palmerar y Santa Águeda) de forma segura y con lo que se conseguirá reducir la circulación de vehículos particulares, impulsando el respeto al medio ambiente.

La iniciativa, que nació a petición de la Asociación de Madres y Padres (AMPA) del centro de educación Santa Águeda a los Presupuestos Participativos Municipales, contará con la participación de la Policía Local, que llevará a cabo próximamente un reconocimiento de las zonas para la implantación correcta de las distintas señales, tanto verticales como horizontales, así como nuevos pasos de peatones e incrementará, también, la vigilancia con la presencia de agentes los cruces conflictivos.

El consistorio ha tomado como referencia la visión de la Dirección General de Tráfico (DGT) que especifica que el desarrollo de este proyecto “exige un alto grado de compromiso, entusiasmo y complicidad; no sólo del colegio o del ayuntamiento, sino de los agentes sociales como las familias, el profesorado, los colectivos y las asociaciones locales”.

Por este motivo, la Concejalía de Educación está abierta a todo tipo de sugerencias para que la iniciativa sea un éxito. “Nuestra voluntad es innovar siempre en materia educativa y cívica y no hay mejor manera de combinar ambas cuestiones que fomentar la educación vial y la autonomía de los escolares que proyectos como este en el que los alumnos de los centros, el profesorados, los padres y el ayuntamiento nos unimos para educar”, ha dicho Alonso.

Objetivo: Autonomía, vida sana y menos peligro

Crear unas condiciones adecuadas para que los niños acudan sin peligro a sus centros educativos –andando o en bicicleta– es la base de este plan, que ahonda en promover y poner en valor un estilo de vida saludable, ya que desplazarse caminando al colegio es una forma activa de prevenir el colesterol, la obesidad, la ansiedad y el abatimiento.

Además, permite fomentar la autonomía para que los escolares vayan a clase solos o con sus amigos de forma segura y que experimenten, de este modo, el placer de caminar.

Por otro lado, el proyecto Camí escolar llevará a cabo una serie de acciones educativas en los colegios con la incorporación de programas formativos sobre valores cívicos, de comportamiento adecuado y hábitos sanos.

También se impartirán en las aulas charlas y sesiones que versarán sobre la educación vial, ya que “los niños aprenden lo que ven y pretendemos que desde los centros educativos se inste a los padres a involucrase en esta medida con la finalidad de favorecer, así, una educación en valores que empiece, a ser posible, en el contexto familiar”, ha añadido Alonso.

Un ‘bus a pie’ y reparto de un folleto informativo

Los más pequeños tendrán la opción de probar el Camí escolar con la creación de un bus a pie que les permitirá ir probando el trayecto y aprender, de esta manera, a manejarse con soltura.

Además, el proyecto contempla organizar próximamente actividades públicas en días señalados, como la Semana de la Movilidad, que contribuyan a dar visibilidad al plan y afianzarlo.

Asimismo, los centros escolares, animados por el Ayuntamiento, propondrán, en este sentido, salidas escolares que podrán desarrollar a pie o en bicicleta, o combinando el uso de transporte público, para que el Camí escolar no sea una alternativa sino una opción atractiva y necesaria para los escolares.

La Concejalía de Educación ha entregado ya a los centros un folleto informativo donde están especificadas todas las señales que se van a implantar en los trayectos hacia los colegios y que incluye, además, los dos mapas de las rutas seguras que deberán seguir los menores hacia los colegios Santa Águeda y el Palmerar, así como una hoja de propuestas donde cualquier ciudadano pueda exponer sus ideas que serán tenidas en consideración para el desarrollo de este plan.

Además, el panfleto incluye un cuento titulado Un camí segur, que ilustra, con un lenguaje atractivo, y explica esta iniciativa narrada por una niña, Carmen, que idea realizar un camino escolar para niños y se convierte en una realidad.

Como ha explicado el concejal de Educación, “la finalidad del proyecto Camí escolar es que los vecinos cambien su percepción y transformen sus ideas pasando de pensar “la calle es peligrosa y los niños no pueden andar solos” a decir: Benicàssim es agradable y seguro y los pequeños van por sí mismos hasta el colegio”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *