Benicàssim pedirá los tratamientos aéreos contra mosquitos si son viables

El Ayuntamiento anuncia que lo solicitará, pero desconoce si lo autorizará Conselleria ya que no está permitido en zonas urbanas y el humedal está protegido

Foto Copyright:

Redacción // Benicàssim

Benicàssim pedirá a la Generalitat los tratamientos aéreos contra mosquitos en las zonas donde sea viable, según han anunciado desde el Ayuntamiento.

La concejala de Sanidad, Vanessa Batalla, ha explicado que se van «a pedir los vuelos y, de hecho, lo haremos sobre la máxima extensión que sea posible».

«Pero hay que tener en cuenta que prácticamente la totalidad de la zona de marjal que supone el Cuadro Santiago es urbana y es difícil que se autorice», indicó.

Además, la Conselleria de Medio Ambiente «debe informar si ese tratamiento se puede realizar sobre un área protegida como es nuestro humedal», añadió.

«Por supuesto, el consistorio lo va a solicitar porque estamos en plazo y sería muy interesante compatibilizar los tratamientos que ya se realizan por tierra con estos aéreos», afirmó.

Batalla explicó que los tratamientos aéreos «solo se pueden hacer sobre unas zonas muy determinadas, como señala la normativa europea. Es decir, no se puede fumigar sobre suelo urbano».

«Este año, los técnicos de sanidad estaban recopilando datos y haciendo un informe sobre dónde era posible solicitar esas autorizaciones y así hacer tratamientos aéreos», añadió.

Los vuelos, según las directrices ambientales, solo se pueden realizar en zonas rústicas inundables y con una franja de protección de 50 metros hasta la zona urbana.

«Se han duplicado los recursos»

La concejala en funciones recordó que en Benicàssim «se han duplicado los recursos que se destinan a combatir esta plaga y el año pasado ya se destinaron 40.000 euros a dichas actuaciones».

«De hecho, nuestro municipio es un referente puesto que la maquinaria y recursos que se utilizan son los más modernos del momento para afrontar este problema», dijo.

«Con productos biológicos»

«El tratamiento en la zona sur se realiza con un cañón KWH Phantom montado sobre todoterreno y, además, todos los productos larvicidas utilizados están clasificados como biológicos, por lo que respetan la fauna benéfica, no perturbando el equilibrio ecológico, y son inocuos para el hombre y la fauna terrestre y acuática autóctonas», detalló la edil.

A lo que añadió que estos productos «serían también los que se gastarían en los tratamientos aéreos de autorizarse por la Generalitat».

Campaña informativa para los vecinos

Además, la edil informó de que se ha gestionado una campaña informativa que pedía a todas las comunidades de vecinos y propietarios de villas que también realizaran tratamientos en sus parcelas, ya que el ayuntamiento solo puede actuar sobre suelo público, pero si los focos están en inmuebles privados no se consigue atajar la cría de estos mosquitos.

Batalla ha pedido a todos los vecinos esa colaboración para afrontar un verano sin estos molestos insectos.

“Estamos en un momento del año en que todavía no han llegado los veraneantes a sus domicilios estivales, pero el calor y la climatología ya ha cambiado, con lo cual, es importante repasar los jardines, jardineras, macetas y lugares donde se haya podido embalsar agua en las viviendas de verano para evitar que allí se creen núcleos de mosquitos, donde el consistorio no puede actuar y han de ser los propietarios», concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *