Benicàssim revisará todas sus palmeras en zonas públicas para evitar caídas e incidentes


Foto Copyright:

Antetítulo:

SOCIEDAD Medio Ambiente

Título fuera de noticia:

Benicàssim revisará todas sus palmeras en zonas públicas para evitar caídas

El Ayuntamiento de la localidad costera comenzará “en breve” un plan para analizar el estado de las alrededor de 850 palmeras que hay en el municipio y “de todo el arbolado, principalmente el de primera línea de playa»

E. BELLIDO // BENICÀSSIM

El Ayuntamiento de Benicàssim va a revisar el estado de todas las palmeras situadas en zonas públicas del municipio, con el objetivo de evitar caídas y posibles incidentes, tras el suceso ocurrido el sábado por la noche en la propiedad privada de Villa del Mar con cinco heridos por la caída repentina de uno de estos árboles. Y es que tras los últimos fuertes temporales y la debilitación de las palmeras por el picudo rojo, algunas de ellas han podido quedar más frágiles e inestables. Una circunstancia que, sobre todo, es más grave en las ubicadas en parcelas privadas, donde no se ha actuado en muchos casos contra el picudo con la misma constancia que el Ayuntamiento en las zonas públicas, según explicaron desde el consistorio. A nivel municipal se tratan las palmeras mensualmente y únicamente se han perdido unas 7 u 8 por el picudo.

No obstante, tras el último suceso, el Ayuntamiento comenzará “en breve” (después del Rototom o a principios de septiembre) un plan para analizar el estado de las alrededor de 850 palmeras que hay en el municipio y “de todo el arbolado, principalmente el de primera línea de playa”, según explicó la alcaldesa, Susana Marqués. “Queremos hacer especial hincapié en las palmeras, pero también los eucaliptos tan grandes que tenemos en Ferrandis Salvador”, indicó.

Aunque durante las últimas fuertes tormentas únicamente cayeron “tres”, según añadió el edil de Medio Ambiente, Clemente Martín, “queremos comprobar si otros se han quedado con peligro de caída o desprendimientos”. Y es que, según recordó Martín, se alcanzaron hasta 120k/h en el municipio, lo que ha dejado serios daños en el arbolado.

Por tanto, se procederá a una revisión exhaustiva, realizando los informes pertinentes y tomando las precauciones oportunas, con el objetivo de evitar incidentes como el ocurrido en Villa del Mar, cuando la corona de una gigantesca palmera se desplomó cayendo sobre una familia que se encontraba cenando en el establecimiento. Los heridos, entre los que había dos menores, fueron trasladados al hospital General, uno de ellos (adulto) grave con una brecha en la cabeza y un golpe fuerte en el pecho.

Por otro lado, además, se pretende renovar el arbolado dañado o destrozado a partir de octubre, cuando llegue el frío, con una inversión que el consistorio se plantea realizar con cargo al remanente, según señaló la primera edil.

El técnico de Medio Ambiente, Jesús Albuixech, informó a la corporación municipal ayer durante la celebración de una comisión informativa sobre los desastres del temporal en todo el arbolado. El balance de los daños se cuantifica en casi 60.000 euros, habiendo quedado destrozados 55 ejemplares en más de una veintena de ubicaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *