La primera jornada del Benicàssim Blues Festival acoge a unas 600 personas

Koko-Jean & The Tonics protagoniza el primer concierto y J.P. Bimeni & The Black Belts live cerrará el evento esta tarde

Foto Copyright:

Redacción // Benicàssim

Benicàssim vivió anoche el primer concierto del IX Benicàssim Blues Festival. Cerca de 600 personas vibraron con el concierto de Koko-Jean & The Tonics. El evento continuará esta tarde, a partir de las 20.00 horas, de la mano de J.P. Bimeni & The Black Belts live. Guitarras, teclados, una sección de vientos, y la voz de Bimeni, envolverán el recinto con el mejor ritmo de rhythm’n’blues.

Koko-Jean volvió anoche a localidad, ya que en el 2015 estuvo en el festival con su anterior banda de rhythm and soul The Excitements. El regreso lo hizo ayer con tres músicos de la escena barcelonesa y llenaron el recinto de gran energía con Hairwhip, un trabajo con cuatro temas que presentaron en el festival benicense.

La concejala de Turismo, Cristina Fernández, ha indicado que «la primera jornada del festival ha sido muy positiva y el público ha disfrutado de un gran concierto con la máxima garantía de seguridad».

Desde el Ayuntamiento apuntan que la presente edición se ha programado en pequeño formato, buscando sobre todo espacios abiertos y seguros, y así mantener vivo el espíritu del blues en nuestro municipio. Así, el recinto está ubicado en la avenida Juan Carlos I, donde en la actualidad se lleva a cabo el mercado semanal. Cabe destacar que el acceso es libre y se controlará en todo momento el aforo.

La alcaldesa, Susana Marqués, ha añadido que el retorno del Benicàssim Blues Festival «marca el inicio a una vuelta progresiva a los conciertos en vivo en la calle que, como no puede ser de otra forma, estará todavía marcada por la seguridad sanitaria, porque en Benicàssim no hemos querido perder el pulso cultural, el pulso turístico, pero imponiendo siempre la prudencia».

Un comentario sobre “La primera jornada del Benicàssim Blues Festival acoge a unas 600 personas

  • el 20 junio, 2021 a las 3:12 pm
    Permalink

    600 vibraron; 800 no durmieron; otras 500 se dieron de narices con el carril bici cerrado. Ánimo, alcaldesas, cada día gestionáis peor y molestáis más a los vecinos.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *