Compromís per Benicàssim propone construir un centro cívico, viviendas sociales, un skatepark y un carril bici El grupo sugiere cuatro iniciativas en las que invertir el dinero de los remanentes del Ayuntamiento, 1,6 millones de euros que sólo se pueden destinar a Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) o a reducción de deuda


Foto Copyright:

Redacción // Benicàssim

El Grup Compromís per Benicàssim ha criticado la gestión de los remanentes que está haciendo el equipo de gobierno del PP porque, en palabras de su portavoz, Joan Bonet Hancox, «es un dinero que proviene de partidas no ejecutadas y de facturas del año 2017».

Según ha explicado Bonet, el Ayuntamiento dispone este año de 1,6 millones de euros que sólo se pueden destinar a Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) o a reducción de deuda, y que provienen del dinero sobrante de los presupuestos de 2017 fruto de partidas de inversiones no ejecutadas.

«Este dinero sobrante son buena prueba del abuso a que el equipo de gobierno somete a la población de Benicàssim en cuanto al cobro del IBI. La ausencia de proyecto político y la incompetencia propician que la alcaldesa no sepa qué hacer con el dinero. La carencia de un hoja de ruta razonable trae al gobierno a gastárselos en inversiones innecesarias, con facturas hinchadas, sólo para contentar a su red clientelar», destaca el portavoz de Compromís.

Un centro cívico

Con estos remanentes, Compromís per Benicàssim propone cuatro inversiones. Por una parte, la construcción de un centro cívico en la zona Sur, con un presupuesto de 600.000 euros.

«Es una reivindicación de hace muchos años de los vecinos, que quieren tener un espacio donde puedan celebrar desde reuniones hasta hacer trámites administrativos con la Administración local», señala Joan Bonet.

Dada la forma física del municipio de Benicàssim y la distribución de población, se trata de una inversión preferente para mejorar la cohesión social y territorial del municipio.

Viviendas sociales

La segunda gran inversión en cuanto al coste económico tiene que ver con las políticas sociales, «porque el hecho de que un municipio con cerca de 20.000 habitantes como Benicàssim no tenga viviendas sociales no habla precisamente bien de sus valores humanos», según el portavoz de Compromís en el ayuntamiento. Con 300.000 euros se podría atender esta necesidad para situaciones de crisis.

Skatepark

«La ausencia total de políticas destinadas a los jóvenes por parte del actual gobierno podría paliarse con la construcción de una pista de skate profesional con 150.000 euros», añade el portavoz.

«Asociar deporte, diversión y autosuperación es necesario para el buen desarrollo de la gente joven.

Carril bici

Hoy en día, Benicàssim sólo les ofrece toros y disco-móviles en época de fiestas», critica Bonet, quien también reivindica que se destinen 150.000 euros a la construcción de un carril-bici que conecte Montornés con la avenida Mohíno.

Esta propuesta responde a dos cuestiones que, según el portavoz del Grup Compromís per Benicàssim, «ha sido incapaz de atender la alcaldesa Susana Marqués: mejorar la comunicación del casco urbano con las urbanizaciones de montaña y facilitar espacios públicos para fomentar el deporte y el ejercicio físico».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *