Tramitan cerca de un centenar de siniestros por las lluvias en Benicàssim

El delegado de la aseguradora Mapfre en Benicàssim, Alfonso Mira, explica que la mayoría de los daños se han producido en hogares y vehículos

Foto Copyright:

Sheila d’Ivernois // Benicàssim

Las lluvias del pasado domingo 29 de agosto dejaron en Benicàssim más de 155 l/m2, provocando graves incidencias en las playas, los hogares, los coches, los viales, etc.

Afortunadamente, no ha habido que lamentar daños personales pero sí numerosos materiales.

De esta forma, las personas están acudiendo estos días a las oficinas de sus seguros a informarse sobre las soluciones que existen para cada caso concreto.

Todo Benicàssim ha tenido el placer de poder entrevistar este viernes por la mañana a Alfonso Mira, delegado de la oficina de la aseguradora Mapfre en Benicàssim.

Entrevista

A día de hoy, ya habréis empezado a recibir las primeras llamadas, ¿cuáles han sido las dudas más frecuentes que os han planteado?

— Principalmente, hemos recibido llamadas de clientes interesándose por saber cómo iba su caso y otros que necesitaban una ampliación de información por nuevos problemas.

La principal duda que nos han planteado es el hecho de si la póliza contratada lleva incluidos los daños atmosféricos o no. Muchas personas han llevado directamente el coche al taller convencidos de que, habiendo contratado una póliza básica (que desde el año 2016 lleva incorporada la cobertura de daños consorcioables), no se les cubren estas daños.

Además, hay muchísimos daños, tanto en vehículos como en hogares, que son consorciables. Pero, las personas suelen ignorar esto del ‘consorcio’ o, directamente, no saben del todo bien lo que significa.

Como esto es lo que más dudas ha generado, nosotros nos dedicamos a estudiar cada caso concreto y, si es labor del consorcio, entonces nos quitamos del medio. En este sentido, también es cierto que Mapfre presta servicio de abrir parte.

Estos días hemos visto bastantes imágenes y vídeos de coches que han sido arrastrados por la corriente, ¿ha sido el principal problema con el que los clientes han acudido a vuestras oficinas?

— No, este es uno de ellos, pero el principal no. Hemos tenido casos de coches que han sido arrastrados por la corriente pero tenemos una cartelera importante de problemas en las viviendas, hemos tenido muchísimos siniestros de hogar.

Nosotros abrimos el parte, se asigna el tramitador en función de cómo haya sido el origen de los daños, y entonces se encargará de cubrirlo el seguro o el consorcio. Por ejemplo, de las filtraciones por la cubierta o por el tejado nos hacemos cargo nosotros, el seguro.

¿Existe alguna diferencia entre un coche que haya resultado dañado en la vía pública y otro en el interior de un garaje?

— Sí. En la vía publica nosotros, Mapfre, contemplamos varias situaciones: si un coche no tiene ningún tipo de cobertura, el consorcio se hace cargo; si tiene cobertura de daños atmosféricos o cobertura a todo riesgo con franquicia o sin franquicia, Mapfre perita y repara; y, en el caso de que el coche se encuentre dentro de un garaje privado y el cliente tenga la casa asegurada con nosotros, entonces hay una indemnización que se contempla para vehículos a motor y embarcaciones. Esta indemnización es un 10% de la suma asegurada para el mobiliario con un limite de 3.000 euros.

Y, ¿cuántos expedientes habéis tramitado hasta el momento?

— Pues al rededor de unos 70 y 80 expedientes. Una treintena de hogares y alrededor de una quincena de vehículos.

¿A cuánto ascienden los daños causados?

— En estos momentos, es imposible cuantificar daños porque todavía estamos en una fase inicial.

¿Las cantidades varían en función del seguro contratado?

— Sí, claro. En temas de hogar, por ejemplo, el cliente contrata su póliza de hogar y contrata en función del mobiliario que tenga dentro del hogar una suma asegurada. Ese es el tope que tendría para indemnizaciones en cuanto a la suma asegurada.

Siempre se habla de los límites contratados en póliza, lo que se puede reparar se reparará y lo que no, se indemnizará.

En temas de vehículos, el asunto es diferente. Si el tema lo lleva el consorcio, este pagará en función de sus valoraciones. Si lo lleva Mapfre, porque tenemos un seguro a todo riesgo o cobertura de daños atmosféricos, cubre la misma empresa y luego se le pide al consorcio que se pague.

Entonces, si nosotros nos hacemos cargo del siniestro del automóvil, en caso de siniestro total, las indemnizaciones son para la póliza estándar de Mapfre. Nosotros pagaríamos a valor de nuevo durante los dos primeros años de vida del vehículo. Una vez el coche ya tenga dos años, entre el segundo y el tercer año, pagaríamos el 80% del valor del nuevo y, una vez el coche ya haya superado los tres años de vida, entonces nos vamos al 100% del valor de mercado.

Si no es siniestro total, lo llevaríamos a un taller, se peritaría y se repararía.

¿En el seguro básico del hogar siempre se contemplan los daños atmosféricos?

— No, no necesariamente. Cuando se contrata una póliza de hogar, si no me falla la memoria, sigue siendo obligatorio que esta incluya la cobertura de incendio. Es decir, si un cliente contrata el seguro del hogar, tiene que contratar el incendio de la casa.

Pero, si este no quiere añadir la cobertura del mobiliario, puede no hacerlo porque son coberturas separadas. En ese sentido, nosotros podemos «hacer un traje a medida» y cubrir lo que el cliente desee, si prefiere contratar solo la cobertura de incendio y de rotura de cristales y, por ejemplo, no asegurar las tuberías. Se puede hacer lo que el cliente quiera pero, siempre, con la limitación de que el de incendio se debe contratar.

De todas formas, cuando un cliente quiere contratar el seguro de hogar, nosotros le explicamos todas las coberturas que se pueden cubrir y sus limitaciones y, normalmente, se suele incluir la de daños atmosféricos.

Además, en este caso, todas las viviendas que se hayan visto afectadas estos últimos días por inundaciones, no deben tener problema porque lo cubre el consorcio.

Además de daños en los vehículos, ¿ha habido incidencias como por ejemplo en locales? ¿Ha sido muy alto el número de personas que han acudido por este problema?

— No, nosotros hemos tenido una incidencia relativamente baja. Hemos tenido casos pero los hogares son los que más incidencia han presentado. La incidencia en garajes, trasteros, comercios… ha sido baja realmente.

¿Cuáles han sido las calles y las zonas más afectadas?

— Desde luego la calle Santo Tomás y la avenida de Castellón han sido los viales más afectados pero, además, en la zona de las urbanizaciones de Montornés, Las Palmas y Montemolino también ha habido muchos daños, básicamente porque el agua viene de la montaña.

Por lo visto, la zona que rodea el Camping Tauro también se ha visto bastante afectada.

Con el paso de los últimos fenómenos atmosféricos, ¿habéis notado una mayor demanda para contratar seguros? ¿Creéis que con el cambio climático las personas empiezan a preocuparse más por proteger sus bienes?

— Es muy pronto para decir esto pero yo creo que las personas tienen bastante claro que los seguros básicos tienen que hacerlos. Es fundamental contratar dos seguros: el de bienes inmuebles para proteger tu patrimonio y el de la responsabilidad civil porque, si pasa cualquier cosa, tanto dentro como fuera de casa, y la persona es responsable del daño civil que ha causado, puede estar expuesto a pagar indemnizaciones muy elevadas.

De todas formas, normalmente nosotros ampliamos coberturas y solemos contratar siempre los daños atmosféricos porque es muy barato.

Benicàssim quiere solicitar la declaración de zona catastrófica, ¿crees que esta petición ha sido tan grave como para que se pueda conceder?

— Yo creo que no se la van a conceder, sobre todo después de lo que hemos podido ver estos últimos días en Murcia y otros lugares. Aquí hemos sufrido daños pero una cosa es que el consorcio pague y otra cosa es que el Estado destine miles o millones de euros a una zona catastrófica.

Ya no entro en si nos lo merecemos o no, pero el temporal daño ha hecho, más que nada porque aquí no estamos a acostumbrados a la cantidad de agua que cayó en un par de horas.

¿Cuántos años lleva esta oficina en Benicàssim? 

— Mapfre en Benicàssim está abierta desde 1997 y yo me incorporé a la oficina en febrero del año 2006. Además, tener oficina física para nosotros es el principal valor añadido que tenemos, porque que el cliente pueda sentarse frente a nosotros para poder ser asesorado, es diferente frente a cualquier empresa que solo atienda telefónicamente, por ejemplo.

¿Cómo pueden las personas informarse sobre los servicios que ofrecéis?

— De diferentes formas. La oficina física de Benicàssim se encuentra en la avenida Castellón número 2 o, si lo prefieren, pueden contactar al teléfono fijo 964 30 48 59 o al móvil 642 19 25 29. También pueden contactar a través del correo electrónico miradam@mediador.mapfre.com o acceder a la pagina web www.mapfre.es/oficinas/8096.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *